Antes de que llegue el invierno, es recomendable comprobar que tenemos todo el inmueble en buen estado para la llegada de los días gélidos.

problemas de humedad

La presencia de lluvias constantes y bajas temperaturas puede provocar la aparición de humedad.

La humedad puede hacer acto de presencia en muchos:

  • Techos y sótanos
  • Fachadas y muros
  • Paredes y ventanas
  • Terrazas y cubiertas…

Lo que menos deseamos en invierno es este tipo de problemas de humedad por lo inoportuno del momento y por lo incómodo que puede resultar una rehabilitación en esta época. Si no evitamos esta situación, además de lo anterior mencionado, también nos supondrá un mayor gasto energético y además puede causar diferentes problemas de salud.

El mantenimiento preventivo es la solución para evitar que un pequeño problema, se convierta en un problema grave.


5 soluciones para prevenir problemas de humedad:

  • Eliminador de moho y verdín: La aparición del moho y el verdín no solo es una mancha antiestética y molesta físicamente que suele aparecer en pared, techo, cortina del baño o baldosas, es mucho más, el moho es un hongo y como tal sus esporas pueden propagarse fácilmente por las estancias frías y húmedas a través del aire, pudiendo llegar a producir problemas importantes de salud como alergias y problemas graves respiratorios.
  • Impermeabilizantes: Para evitar las filtraciones de agua utilizar las pinturas impermeabilizante en todos los lugares por los que puedan producirse, como fachadas, paredes y muros, terrazas, cubiertas, etc. Esto nos aportará un plus de seguridad además de la tranquilidad de tener el suelo y el techo bajo control, porque estaremos previniendo problemas de humedades.
  • Hidrofugantes: Repeler el agua con un hidrofugante te protege de sufrir acumulaciones de agua y por tanto su filtración por grietas y la aparición de humedades.

Muy importante resaltar que previo a la aplicación de cualquier hidrofugante o impermeabilizante, la superficie debe estar totalmente limpia.

  • Pintura anticondensación: Mejora el aislamiento exterior y elimina los puentes térmicos en paredes interiores normalmente cerca de una ventana podemos sufrir problemas de condensación porque a través del cristal frio y el contraste de ambiente cálido en el interior de estancia, podemos ver como se forman unas pequeñas gotas que derivan en manchas de humedad, afectando a la pintura, que se hincha y hay que reparar superficie y volver a pintar… Una medida preventiva es la pintura anticondensación.
  • Reparación de fisuras y juntas: A través de fisuras o juntas se filtra el agua generando la acumulación de humedad que puede llegar a desencadenar en filtraciones graves afectando a la estructura de la obra. Su reparación inmediata es prioritaria para prolongar tal problema.

El tratamiento preventivo es la diferencia entre un invierno estresante o un invierno sin sobresaltos.


Otros artículos similares:

2 Tipos de revisiones para un buen mantenimiento.